lunes, 12 de abril de 2010

Simetría Emocional I



La PERSONALIDAD se manifiesta a través de las CONDUCTAS y éstas, al ejecutarse, la retroalimentan. En medio de ambas se encuentra el CENTRO DE DECISIONES, el selector de conductas, que puede impulsar la evolución de la personalidad o bien su degradación, dependiendo de cómo utiliza el GRADO DE LIBERTAD. La personalidad se forma a través de una combinación particular de excesos y carencias en la actividad preferente tanto de las EMOCIONES NUCLEARES como de las REPRESENTACIONES SENSORIALES, y también a través del MAPA DE DEPENDENCIAS EMOCIONALES y de la SIMETRÍA EXPERIENCIAL adquirida. Mientras que la personalidad es estructural, las conductas son funciones, programas de actividad. Las características individuales de los sistemas sensorial y emocional y de la personalidad resultante parten de la genética y se ven enriquecidas o empobrecidas a través del manejo de las EXPERIENCIAS vividas, principalmente las de los periodos de la etapa fetal, infancia y adolescencia. Por supuesto, la personalidad se completa a través del APRENDIZAJE y las COMPETENCIAS adquiridos, vehiculizados a través de los procesos de SELECCIÓN DE OBJETIVOS y TOMA DE DECISIONES que el individuo realiza. Las decisiones son las iniciadoras de las conductas. El periodo de máxima actividad en la formación de la personalidad va desde la concepción hasta los 22 años. A través de las lecturas psicoaurales realizadas mediante las técnicas de Resonancia Bioenergética, he podido determinar que ésta es la edad alrededor de la cual el cerebro y la AUTOIMAGEN (que gestiona los procesos de IDENTIDAD de la personalidad) alcanzan su madurez estructural.

La SIMETRÍA EXPERIENCIAL es un indicador que hace referencia a las estrategias y competencias adquiridas (no innatas), incluidas las enfocadas en hacer eficaz la porción de la conducta vinculada con la capacidad de conseguir objetivos dentro del grupo. Forma parte del DESARROLLO HORIZONTAL (que además de los aprendizajes intelectuales y sociales adquiridos, está integrado por las competencias heredadas innatas biológicas, de especie e individuales). Se mide a través de la cantidad neta de energía consolidada estructuralmente en el núcleo emocional que esté funcionando de forma eficiente, o pueda hacerlo, de cara a la obtención y estabilización a lo largo del tiempo de objetivos mundanos relacionados con el éxito social, profesional o económico.

La SIMETRÍA EMOCIONAL es un parámetro particular de valoración del equilibrio y evolución del NÚCLEO EMOCIONAL y de sus EMOENERGÍAS. Se mide a través de la cantidad neta de energía emocional que está funcionando y circulando en la modalidad llamada COMPLEMENTARIEDAD SIN DOMINANCIA. Haber alcanzado una gran simetría emocional hace que el individuo mantenga un psiquismo en el que acepta que no debe establecer la preferencia sobre ninguna de las emociones nucleares (gozosas o dolorosas), actuando en consecuencia. Como resultado se reduce el esquema de dominador-dominado entre las propias emoenergías, funcionando sinérgicamente. Así cada función emocional se activa en el momento adecuado, con la intensidad precisa y con la duración necesaria, siempre en colaboración simétrica con las demás. Este tipo de funcionamiento psicoemocional hace que la mente tienda a manifestar de forma continuada y sostenida las VIRTUDES ESENCIALES (motivación, prudencia, paciencia, persistencia, amabilidad y templanza), con independencia de que las circunstancias externas sean favorables o desfavorables (ACTITUD VITAL POSITIVA). El crecimiento emocional y equilibrio en el pensamiento racional son parte del desarrollo horizontal. Sin embargo, si se consigue alcanzar un cierto nivel de simetría emocional, ésta se convierte en uno de los principales impulsores del DESARROLLO VERTICAL (el que nos contempla como seres energéticos, perceptores del infinito con capacidad de transcender la etapa humana a través del aumento de la conciencia y del CONOCIMIENTO DE UNO MISMO).


Las simetrías emocional y experiencial están interrelacionadas, puesto que ambas hacen referencia a modalidades de funcionamiento del núcleo emocional, aunque se dan frecuentemente grandes diferencias de desarrollo entre una y la otra. Hoy en día es más habitual encontrar personas con una gran simetría experiencial que con una gran simetría emocional, ya que, fundamentalmente, la dinámica educacional y formativa intenta ir dirigida hacia el aprendizaje intelectual, que es un poderoso promotor de la simetría experiencial. Por el momento, el sistema educativo ha dejado el desarrollo emocional a un lado.

Son relativamente fáciles de identificar algunas de las inercias propias en lo emocional, especialmente si se presta atención a los excesos en las sensaciones y sentimientos predominantes en el día a día. Los SENTIMIENTOS son una función de las EMOCIONES que permiten hacer consciente el proceso de intensificación emocional a través del cual se está filtrando la realidad en ese momento. Hay personas predominantemente alegres, miedosas, tristes, impulsivas, amorosas o imaginativas. Esto lleva a que se perciba el mundo resaltado con alguna o algunas de estas tendencias y que recurrentemente se intenten hiperactivar dichas emociones con el objetivo de reafirmar la propia IMAGEN DEL MUNDO y comunicársela a los demás.

Como primer paso en el proceso de aumento de la simetría emocional propia, es necesario empezar a poner en duda la forma en la que se perciben las cosas desde el punto de vista emocional, dialéctico y sensorial. Las emociones son grados de conciencia al igual que los cinco sentidos y el lenguaje, que es el sexto. Esto quiere decir que la CONCIENCIA, que es una ENERGÍA en principio ABSTRACTA, se concretiza y organiza de manera FORMAL a través de los sentidos y las emociones. Hay que asumir que “la realidad” es solo una interpretación subjetiva que puede ser reacomodada, actualizada y mejorada. Esto es como concederse el permiso a uno mismo para que cada una de las energías emocionales pueda romper la inercia de la propia personalidad, reajustándose gradualmente, accediendo mejor a su franja de verdadera simetría. También se hace necesario conocer y comprender el funcionamiento del núcleo emocional y de las 6 emoenergías o emociones nucleares, así como del mecanismo de dependencia emocional, conceptos que son desarrollados de forma extensa en esta obra. Adicionalmente al aprendizaje intelectual (que estimula el correcto desarrollo del pensamiento racional), he comprendido que es más que recomendable para el aspirante, si quiere aumentar su SIMETRÍA EMOCIONAL, buscar la guía y si es posible mantener el contacto con seres humanos que posean o hayan desarrollado en sí una gran simetría emocional, que sean auténticos MANDALAS, ya que es extremadamente difícil reconfigurar el núcleo emocional por uno mismo, debido a que es una modalidad de funcionamiento que, hoy por hoy, está fuera del consenso social colectivo. Lo malo de esta proposición es que innumerables son los falsos maestros y escasos los verdaderos; solo un vidente de la energía entrenado puede reconocer a un buen guía y puede que entonces ya no lo necesite. Sin embargo creo que la verdadera SED de conocimiento y de conciencia te llevarán a vivir experiencias en las puedes encontrar diferentes rutas y estaciones a través de las cuales aprendas a reconocer lo verdadero y perverso en ti. Además se hace imprescindible la práctica de la RECAPITULACIÓN, por las razones que se exponen ampliamente a lo largo de esta obra.

Desde el punto de vista de la Emoenergética, el desarrollo de la conciencia y de la percepción (desarrollo vertical), es el propósito último de la vida. El aumento y sostén en niveles elevados de la simetría emocional es un camino muy eficiente como modelo de desarrollo evolutivo humano. Para alcanzar un cierto grado en ella es imprescindible incrementar la simetría experiencial, interesarse por integrar nuevas competencias simétricas, por lo que al final, la simetría emocional estimula tanto el crecimiento horizontal como el vertical. La simetría experiencial por sí misma no lleva a la emocional, proporcionando en principio tan solo desarrollo horizontal. 


¿Te gusta lo que has leído en este blog? Profundiza y hazlo real en tu vida recibiendo sanación y guía. En cualquier lugar del mundo en donde estés. Mira  aquí.


Creative Commons License
Texto y fotografías de Chema Sanz bajo licencia Creative Commons